Viejos sueños

Los viejos amigos conservan

Cuidadosamente nuestros sueños.
Incluso aquellos que en alguna limpieza
Habríamos querido tirar, perder
Para siempre en un abismo, olvidar, ahogar.
Pero ellos, no, no se resignan,
Son capaces de verlos, rescatarlos
De la mudanza, la bolsa de basura.
Los guardan, los cuidan
Hasta que nosotros
Los volvamos a ver.

Y. C. Buenos Aires, 24/07/2013

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.