Todos la usan, pero a su modo: Los baby boomers y las generación X e Y consumen Internet para distintos fines

Suele creerse que las nuevas tecnologías son cosas de jóvenes. Y sobre esa base no pocas veces se habla de “brecha generacional” para señalar las supuestas dificultades que los mayores podrían tener en el uso del celular o Internet, en contraposición con la familiaridad que muestran los millenials , es decir, aquellos que nacieron a partir de 1980, casi con una mano sobre el teclado.

Entre tanto mito, asoman Allison Cerra y Christina James, dos ejecutivas de Alcatel-Lucent y autoras del libro The Shift, The envolving market, players and business models in a 2.0 world.

Cerra pasó por Buenos Aires para presentar la obra, donde se recorre el universo económico de Internet, de emprendedores a consumidores, pasando por lenguajes, plataformas y segmentos.

Baby boomers (1946-1964). Según esa obra, cerca de 80 millones de baby boomers estadounidenses, es decir, aquellos que nacieron después de la II Guerra Mundial, gastan 2,3 billones de dólares anualmente. Están particularmente interesados en productos y servicios de tecnología que sirvan a sus estilos de vida, incluso el entretenimiento en video, soluciones móviles, aplicaciones que aprovechan mayor ancho de banda del hogar y, cada vez más, los medios sociales. Según la investigación, que se basó en Estados Unidos, pero incluyó un capítulo de América latina, 81% de los baby boomers usa Internet para buscar productos; el 70%, para hacer comparaciones; el 68%, para reservas turísticas; el 55%, para transacciones bancarias online y el 38%, para acceder a sitios para compartir video.Para estar contactados con hijos y nietos o ex compañeros de escuela y universidad, los baby boomers tienden a ser muy activos en las redes sociales. El 20% de los usuarios de 45 a 54 años usaba redes sociales el año pasado. Esa cifra era del 9% entre los de 55 a 63. Desde 2010, los mayores de 55 fueron los usuarios de Facebook de más rápido crecimiento. “En definitiva, los baby boomers están viviendo vidas más largas y productivas; están listos para reinventarse a sí mismos con aplicaciones que los pongan activos de nuevo”, reflexionó Cerra.

Generación X (1946-1980). Pragmáticos y de pertenencias más flexibles, ésta es la generación que comenzó a descargar audio y video desde Internet. La generación X demanda ahora TV y video, video online y disponible en móviles. Según Cerra y James, quieren portatilidad y accesibilidad desde cualquier lugar y en cualquier dispositivo. Lideran en compras online , bancos y turismo. El 80% hizo compras por la Web, más que baby boomers y millenials . En tanto, 65% usa banca online.

Millenials (desde 1980). Los de la generación Y son los nativos digitales y no conocen el mundo sin música y video portátil. Inventaron el multitasking y aprendieron a lidiar con la sobrecarga de información, a la que algunos ya denominan infoxicación . Tienen un concepto distinto de la privacidad: viven de cara a la audiencia. No sólo consumen video online ; 20% produce y postea sus contenidos audiovisuales, mucho más que la generación X (6%) y los baby boomers (2%). Se los considera “prosumidores” (productores y consumidores) de su entorno digital. “Tienden a valoran la transparencia y la autenticidad. Para los millenials , la vida es sobre conexiones, intercambio y colaboración. Redes sociales, crowdsourcing [una suerte de terciarización masiva], mashups [aplicaciones que combinan funcionalidades de otras fuentes], de comentarios en sitios de noticias. Ya no sólo consumen medios, sino que interactúan con ellos.”

 

Publicado en L A N A C I O N. Escrito por José Crettaz

Si te interesa este artículo también puede interesarte:

Comentarios en Facebook

comments

Lic. Guillermo Vilaseca

Lic. Guillermo Vilaseca

Guillermo Vilaseca es Licenciado en Psicología de la Universidad de Buenos Aires, Terapeuta EMDR, Psicodramatista y Psicólogo Social. Escribió el Libro: Por qué los hombres no entendemos a las mujeres, publicado en 2013 por Ediciones B en Argentina y en 2014 también en México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *